Montipora Especial

Disponibilidad:

€29,00

Añadir a favoritos

Las Montipora son corales duros de pólipo corto o SPS.

Montipora es un género de corales duros de la familia Acroporidae.

Cualquier especie de Montipora puede variar su forma de crecimiento por su localización, condiciones ambientales, edad, tamaño, estación, etc. Así pues, la forma de crecimiento de la colonia de Montipora que se pretenda identificar puede tener o no una forma de crecimiento típica de la especie, lo cual hace muy difícil su identificación.

Pueden crecer en alguna de las siguientes formas:

Digitada: las colonias tienen ramas cortas, que no se dividen ni anastomosan (como los dedos de una mano).
Plato o mesa: colonias planas con un pie central o ladeado.
Arborescente: ramas con forma de árbol.
Masiva: colonias sólidas y similares en todas las dimensiones.
Incrustante: la colonia recubre superficies de rocas o corales muertos.
Los pólipos de Montipora son muy pequeños y presentan unas células urticantes denominadas nematocistos, empleadas en la caza de presas microscópicas de plancton. Su coloración varía según la especie y las condiciones ambientales de ésta. La gama de colores abarca la práctica totalidad, siendo más comunes el marrón, verde, rosa, violáceo o azul. Normalmente sólo extiende sus pólipos durante la noche.

El esqueleto es poroso y ligero. Los coralitos son diminutos, < 1 mm de diámetro, sus septos se disponen en dos ciclos, carecen de columela, y están separados por muros porosos.

Como norma, las montiporas son de los corales duros más fáciles de mantener en cautividad. Una luz de moderada a alta satisfará a la mayoría de las colonias aclimatadas a nuestro acuario. Respecto a la corriente, deberá ser fuerte. Es una especie poco agresiva con otros corales. Su arma para conseguir espacio, en orden a atrapar luz, es su rápido crecimiento frente a otras especies.

Debemos aditar microplancton u otros preparados para animales filtradores, adaptados a sus pequeños pólipos.